El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


miércoles, 23 de mayo de 2012

LARRAIN Y SU “SOLUCIÓN LEGAL”.

El último chascarro de este País en estado de semi barbarie, y donde se pretende cambiar todo dictando leyes, es la aparición en la base de datos del SERVEL de alrededor de mil supuestos detenidos desaparecidos. Claro, si están vivos tienen que aparecer en la lista, o de lo contrario les estarían negando un derecho ciudadano como es votar por el próximo populista que se haga con el poder y sus consiguientes beneficios pecuniarios. Heitai comentaba en su blog de hoy, que esto indica que el resto de los supuestos desaparecidos, que no están inscritos en el SERVEL, o nunca existieron, o están muertos. En base a estos datos, y tomando en cuenta que en Chile todo es posible, y que basta la firma de un funcionario público, o la creación de una ley para terminar con la ley de oferta y demanda o la ley de gravedad, tenemos que este lío se terminará, creando como dijo hoy Hernán Larrain, una “solución legal”. Para los que no tengan claro que significa en idioma chileno el concepto de “solución legal” se los traduzco con mucho gusto, cuchufleta, chamullo, arreglín, movida, etc. Recordemos como se llegó a esto: El año ’75 se dictó una ley de amnistía para los casos de muertos, torturados y etc. de ambos bandos producto de los acontecimientos del ’73. Como para juzgar a los “milicos” había que derogar la ley de amnistía, pero si la derogaban también habría que haber juzgado a los “jóvenes idealistas”, entonces, los chilenos idearon la primera “solución legal”, mantener la ley de amnistía para proteger a unos (ya se imaginarán a quienes), e inventar el secuestro permanente para juzgar a los otros sin pruebas (ya se imaginarán a quienes también). Entonces, los muertos llevan secuestrados casi 40 años, y los “milicos” están presos por secuestro permanente, entonces, los muertos están vivos pero secuestrados, y por lo tanto tienen que estar inscritos en el SERVEL, otra cosa es que no asistan a votar, ya que si están muertos no lo pueden hacer, y si están secuestrados no los dejarán ir, lo que no está del todo mal, ya que de seguro votarían por el P.C. Pues ahora hay que buscar una nueva “solución legal” para re definir el estatus de los supuestos detenidos desaparecidos, supuestos muertos, y supuestos secuestrados, y digo supuestos, ya que no pueden ser todas las cosas al mismo tiempo. Y habría que re definir también el estatus de los que no aparecen inscritos en el SERVEL, ya que no pueden estar muertos porque habría que aplicar la ley de amnistía y liberar a los supuestos secuestradores que ya no serían secuestradores, no pueden no haber existido porque entonces díganme ustedes a quien secuestraron si no habían nacido, no pueden estar vivos y secuestrados ya que entonces tendrían que estar inscritos para votar (aunque no podrán ir), y no pueden borrarlos del SERVEL y negarles el derecho a votar ya que en una de esas se escapan del lugar en que los tienen ocultos y se van derechito a votar y no lo podrían hacer. Bueno, es mas o menos así. ¿Parece difícil la solución?. Por ningún motivo!!!!!!. La solución es muy fácil, recuerden que estamos en Chile, y ya les expliqué que en nuestro País todo es posible, incluso las “soluciones legales” más intrincadas. Solo hay que respetar dos premisas básicas: los “milicos” tienen que seguir presos, y los muertos tienen que seguir secuestrados para así poder mantener a los “milicos” presos. Todo lo demás se puede arreglar con una “solución legal”. Para eso somos chilenos, y sabemos como hacerlo.

6 comentarios:

  1. larraín... mhhhh no vale, es un:

    cer(d)o a la izquierda

    ResponderEliminar
  2. Heitai. Larrain es un infiltrado, se le pasó a J. Guzmán. Ahora quizá que van a inventar con los muertos – secuestrados.

    ResponderEliminar
  3. Esto de los presuntos secuestrados y realmente fallecidos es una verdadera chacota que implica beneficios para algunos y cárcel para otros. Para los efectos administrativos estos sujetos están recontra muertos y así sus familiares reciben jugosas pensiones y muchas otras granjerias, pero como hay que mantener en la cárcel a los uniformados, se buscó la solución judicial que esos sujetos están secuestrados. Son las "soluciones legales" de nuestro país. Así que en la situación que comentas no tardará en salir una "solución" que no vaya a favorecer para nada a los militares encarcelados.
    P.D. Heitai, será cero a la izquierda, pero es un de los 5 coroneles que han manejado a su antojo a la UDI

    ResponderEliminar
  4. Hunter. Puedes esperar la “solución legal” mas extraña, no sería raro que estas personas terminen siendo los primeros muertos vivientes o zombies decretados por ley. En un País normal y decente estas cosas no ocurren, es una vergüenza que después de 40 años esta payasada siga igual.

    ResponderEliminar
  5. Ya salió alegar la directora de Instituto de los Derechos Humanos, Lorena Fríes. Ella desea que conserven el estatus de detenido desaparecido.

    Dudo que nuestros políticos de nuestro sector hayan reparado que fue una mala decisión aprobar ese instituto.

    ResponderEliminar
  6. Javier. Claro que les mantendrán los estatus de detenidos desaparecidos y secuestrados permanentes. Si dicen que están muertos, tienen que soltar a los militares. La otra alternativa seria terminar con la ley e amnistía solo ara los militares, lo que hasta ahora no han querido hacer, pero nunca es tarde para hacer una cosa como esa en Chile. En todo caso, pienso que buscarán una solución distinta, algo así como que para unas cosas están muertos y para otras están vivos. O algo por el estilo.

    ResponderEliminar