El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


sábado, 30 de julio de 2016

EL REGRESO DE PIÑERA (EL BUENO).

José Piñera (el bueno) anuncia su regreso a Barbarilandia. Aquí lo estarán esperando los compañeros de la revolución que pretende “cambios profundos al sistema neoliberal”. Lo espera la jauría de periodistas de izquierda que no lo dejarán hablar, e invitarán a programas de televisión junto a un conductor de izquierda y cinco o seis invitados de izquierda, que intentarán dejarlo en ridículo gracias a las “espontaneas” tomas dirigidas por directores al servicio de la causa y camarógrafos ídem.

Lo esperan jaurías interminables de estudiantes que no estudian, escribidores de papers, viejujas que viven a expensas de los contribuyentes, opinólogos de matinales, opinólogos de “noticieros” y otros varios exponentes del escándalo y la demagogia, todos ellos expertos en pensiones, altas finanzas y variados temas de interés. Todos opinando sobre el maravilloso sistema de reparto, el robo de las AFP, sobre cómo debe obtener una pensión quien no impone más que cinco años y los derechos inalienables de los pobladores y las pobladoras populares del pueblo poblacional.  

José Piñera (el bueno) regresa a razonar con irracionales, a argumentar con bárbaros, a conversar con maleducados, a explicarle a cerebros lavados cosas como la propiedad privada, el interés compuesto y el peligro de entregarle nuestro dinero a los políticos.  

José Piñera (el bueno) dirá que las expectativas de vida el año ´80 eran las que eran, y él no es culpable que los que vinieron después no aumentaran la edad de jubilación. Tendrá que explicar que los que vinieron después que él debieron aumentar la cotización, al menos en un 1% cada diez años. En fin, Piñera (el bueno) llega diez o quince años tarde a contarnos algo que nadie quiere escuchar ¿No ven que estamos cambiando el paradigma, el modelo, las leyes de la naturaleza y la historia patria?.

José Piñera (el bueno) pretende que quienes quieren estudiar a costa de los demás, pensionarse a costa de los demás, obtener una vivienda a costa de los demás, recibir un bono a costa de los demás, trasladarse en Transantiago a costa de los demás. En conclusión, que quienes gustan vivir a lo sinvergüenza, asuman su irresponsable responsabilidad de haber comprado un plasma de ´60 pulgadas en lugar de ahorrar algo para la vejez.


No creo que le resulte. No creo que a alguien, en este momento irracional, le pueda resultar algo utilizando la razón.

viernes, 29 de julio de 2016

¿POR QUÉ HIZO ESO?: PORQUE PUEDO.

Estos comunistas son todos iguales. Su ideología es muy sencilla, buscan el poder total. Inventan unas cuantas leyes, unos cuantos cargos en apariencia independientes, como parlamentarios designados por los partidos, jueces designados por el gobierno, funcionarios designados por otros funcionarios que también son miembros del partido, y así…


Estorba usted o yo: no pasa nada. Estorban miles: Se legisla al respecto en nombre del pueblo y en aras del bien común. Esos miles ya están fuera de la ley. Lo que el lunes estaba bien, hoy martes ya está prohibido.

¿No puede legislar en contra de la constitución?: Cambia la constitución ¿No puede legislar en contra del sentido común?: Se vale de Gramsci para cambiar el sentido común. Es simple, solo basta con tener el poder suficiente para hacerlo.

¿Y como obtiene el poder? (y no me refiero a ganar una elección): Más simple aún, se lo quita a quien lo tiene. Quien tiene poder es quien tiene la libertad para hacer lo que quiere, usted termina con la libertad ajena y ya tiene el poder de controlar a quien ya no tiene libertad.

¿Y qué cosa le entrega a usted libertad?: La propiedad privada.

Si usted tiene propiedad, es libre; si usted no la tiene ni la puede adquirir por medio de una compra, herencia o adjudicación, no tiene nada. Si usted no puede defender su derecho de propiedad ante la ley, tampoco tiene propiedad.


Si las demás personas tampoco tienen propiedad, ¿quién la tiene?: Si, el Estado. ¿Y quien controla el Estado?: Quien le quitó la propiedad a usted y al resto. ¿Se da cuenta de que se trata?. Quien controla el Estado, lo controla a usted.

jueves, 28 de julio de 2016

OTRA MAS QUE NO QUIERE RENUNCIAR.

Despidieron a la rectora de la aun nonata Universidad de Aysén. La mujer es de apellido Pey, por lo que me imagino debe ser pariente de Víctor Pey, uno de los secuaces de Allende. Este susodicho demandó al Estado de Chile, es decir, pretendía quedarse con su plata y la mía, por la expropiación del pasquín “El Clarin”, diarucho que tengo entendido ni siquiera fue suyo. Como ven, un comunista bueno para el billete.

La rectora, otra comunista más, se dedicó a espetar resentimiento y mala leche por todos los medios, hasta que el gobierno comunista-revolucionario de la comandante Claudia la consideró demasiado comunista y demasiado revolucionaria, incluso para esta época de cambios profundos al modelo neoliberal. ¡imagínense lo comunista que es la iñora!, que hasta la Claudia se espantó. La iñora, en todo caso, dice que no va a renunciar. Imagínense la guarida de rojos que será esa universidad pública, gratuita, de dudosa calidad y donde hasta el portero lucrará descaradamente.

Yo me pregunto la razón para nombrarla en el puesto, y encuentro que es la misma que tuvo la comandante y su segundo piso para nombrar a todo el resto de la jauría: es una de ellos.

Otra iñora que sacó el premiado, es la mujer del espadachín fiscal de Valparaíso, encargado de uno de estos casos de platas políticas, donde los rojos se van para la casa y los rosados a la cárcel. A esta mujer la nombraron Conservadora de Bienes Raíces de Villa Alemana, un suculento botín vitalicio al que accedió por ser la mujer del antes mencionado y amiga de la truculenta y olvidadiza Javiera Blanco.

Todos estos personajes y personajas encontraron una mina de oro. Para vivir a cuerpo de rey en la Barbarilandia de los cambios de paradigma, basta con ser comunista o al menos de izquierda, obtener un título universitario con la ayuda de los compañeros profesores escribidores de papers y ser el perro o la perra fiel de algún macuco bien encumbrado. ¡Y listo!, futuro asegurado. Y en el peor de los casos, si deben salir arrancando con el traste a dos manos como el ´73, se hacen acreedores de una buena pega en la ONU, la CEPAL o algún antro similar.

Yo no me equivoqué de camino, a pesar de tener requisitos de sobra para pedir mi parte. Soy de familia mayoritariamente socialista, algunos exiliados, se enfrentaron en una guerra contra los fascistas y un tío abuelo chupaba whisky hasta el amanecer con Allende, Pey y el resto de la banda, hasta que el ´73 se fondeó por ahí y salvó el pellejo.

Les cuento que hace muchos años un personaje muy importante del redil de Ricardo Lagos intentó reclutarme como perro fiel. Yo, por supuesto, decliné tan digna invitación y no volví nunca más.


Preferí ganarme la vida trabajando y pagando IVA el día 12. Tengo dignidad y no me vendo a ningún conchesumadre.