El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


miércoles, 20 de febrero de 2013

SE DESINFLÓ LA QUERELLA.


La Segunda Sala de verano de la Corte de Apelaciones de Concepción, declaró inadmisible la querella que presentó la Intendencia del Bio Bio en contra de Emilio Berkhoff, el forajido de la justicia, a quien el ministro arrepentido trató casi como al Bin Laden chileno.

Recordemos que a este individuo lo perseguían por un crimen que no es crimen; pegarle una patada voladora a un carabinero, algo que está dentro del “contexto” de la revolución por un Chile más justo, igualitario, democrático y bolivariano. He dicho.

El Gobierno sindica al forajido como uno de los responsables de la violencia en el antiguo territorio nacional de La Araucanía, por ser uno de los cabecillas terroristas, cosa que el acusado, el PC, el INDH, y las ONGs de izquierda niegan, y como ellos son los que gobiernan Chile, el asunto está claro, Berkhoff es inocente. Punto final.

La querella ya había sido rechazada en el Tribunal de Garantía de Cañete, la Intendencia decidió apelar a la Corte de Apelaciones de Concepción, tribunal integrado por ministros deseosos de ascender a la Corte Suprema, por lo que tienen que estar “a tono con los tiempos” y el resultado es el que es y nada mas. Otro punto final.

La razón del tribunal para rechazar la apelación, es que Berkhoff es investigado por un delito común, porte ilegal de arma de fuego y municiones, y no por un delito que haya afectado la seguridad pública. Ya saben, portar armas de fuego y municiones no atenta contra la seguridad pública; como no lo es instalar bombas, incendiar casas, tomarse colegios y minucias como esas. Tercer punto final.

Por supuesto que Berkhoff se encuentra en huelga de hambre –no faltaba mas-, presionando para ser considerado un preso político mapuche. “Berkhoff el mapuche”, así quiere que le digan.

Resumen de la situación: El forajido le pegó a un paco, lo que no es delito. Anda armado, lo que es un “delitito”. El arrepentido aprovecha para sindicarlo como líder terrorista (que puede que lo sea o no). Fue acusado sin pruebas. La Corte de Apelaciones no lo puede condenar sea o no culpable porque de lo contrario no pueden ascender a la Corte Suprema. Los comunistas le van a enrostrar al gobierno atentar en contra los derechos humanos y la dignidad de “Berkhoff el mapuche”. Los diarios le van a dar como caja al arrepentido. Y por último, la revolución sigue su curso. Todo sigue igual.


5 comentarios:

  1. Maximo, coincido contigo en la descripcion general del fenomeno "politicamente correcto" del Chile degradado de hoy, pero en el caso del tipo que pateo a un Carabinero y portaba un revolver el asunto es distinto.
    El Gobierno le colgo estar vinculado al asesinato de los Lushinger y ser lider terrorista. En eso, no hay pruebas.
    Ninguna-
    Fue un montaje del Gobierno para luego echarle la culpa a los Jueces.
    Lo cierto es que desde el primer momento del asesinato de los Luchsinger el Gobierno no quiere atrapar a nadie.
    El "Martir de la Causa", el que incinero a los Lushinger, ingreso al Tribunal sin esposas, desafiante, dijo que no hablaria, y ni siquiera lo han incomunicado para que hable.
    Ademas, si no es porque el Sr Lushinger lo baleo y lo dejo a disposicion de Carabineros, tampoco estaria preso.
    El Crimen paga.
    El Gobierno se hace el cucho con el Martir de la Causa y con el asesinato de los Lushinger.
    El Gobierno fiel a su estilo quiere comprar paz social en base a impunidad, pero tiene que disimular para embaucar al perraje barbaro.

    Lo demas, el caso de Berkdoff, ha sido un tongo sin base.

    ResponderEliminar
  2. Andrés. Claro que el gobierno le colgó el muerto al tipo, eso lo hemos tratado en otras ocasiones. Lo que pretende Piñera y sus gomas es distraer al asunto hasta que se olvide. Imagínate que atraparan a 50 extremistas y los condenaran a 30 años cada uno; sería impensable, y además, el fin del gobierno del payaso.

    Toas estas acciones están pensadas para lo que tú dices, para que nada suceda porque es meterse en un lío que nadie quiere. Todo es una farsa.

    ResponderEliminar
  3. El "gobierno de excelencia" haciendo las cosas por las patas igual que la concertamierda.

    ¿cuantas veces hemos oído acerca de "se aplicará todo el rigor de la ley", "se llegará hasta las últimas consecuencias", con promesas de justicia, tratando de demostrar que no les temblará la mano y al final la cosa queda en nada?

    Esto me suena a historia conocida.

    Así como funcionario público, he llevado varios "sumarios administrativos" basados en denuncias sin pruebas, con acusaciones que en un principio podrían haber sido bien llevadas, pero en el fondo y con el paso de la investigación terminan pesando menos que paquete de cabritas o la falta de debate de los comunachos. al final, los sumarios quedan en nada, y se archiva la causa por falta de pruebas contundentes.

    estaba leyendo la revista Sábado de El Mercurio, en la que se hizo un reportaje a un grupo de machis, en las que todas coinciden en que se ha desvirtuado el rol de sus pares más jovenes y que los mapuches por no ser discriminados, fueron a la escuela y empezaron a dejar de lado sus costumbres, con tal de adoptar la del huinca. también el contacto con políticos que van a la zona y a las universidades también distorsionó la mente de los más jóvenes, metiéndoles en la cabeza que deben participar en política y sumarse a movimientos sociales y afines. si bien todas comparten la idea de respetar los derechos de los pueblos ancestrales, de ninguna manera están de acuerdo con el método empleado por la CAM y por otras entidades que mas bien (y en mi opinion personal) son los brazos armados del marxismo que se vale de los ignorantes para tener carne de cañón disponible.

    ahora los marxistoides foráneos enquistados al interior de la zona roja se sentirán con cancha, tiro y lado para seguir destruyendo nuestro país, total NO ES UN DELITO.

    ResponderEliminar
  4. Ese es el gran problema: NO ES DELITO, segun el asi llamado poder (que harto tienen) judicial (jajajajajaja, como diria otro). Todo este cuento, ademas de la ineptitud y nula cultura intrínseca del payaso (malditos seamos los que votamos por ese), que no tiene vuelta, parte del hecho que los tribunales hacen lo que se les da la gana, y no hay NADIE! que tenga las pelotas para pararles el carro.
    Vieron hace un par de dias como se "entregaban" octogenarios de Colonia Dignidad a la justicia? Ni siquiera el Mossad procesa ancianos, porque los judios, como les cruje, saben que es contraproducente. Y aca, que pasa? farandulismo puro!
    La culpa no es del chancho, sino del que le da el afrecho. Y harto afrecho que le estamos dando a la piara de chanchos rojos.

    ResponderEliminar
  5. José y Francisco. Ese el problema, que lo que tendría que ser delito, no lo es; y cosas que no son delito terminan siéndolo.

    ResponderEliminar