El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


miércoles, 1 de enero de 2014

ABURRIDO.

Ya saben que mí no me gustan los feriados, ni este ni ningún otro, lo que no sería nada del otro mundo si no fuera que desde hace bastante tiempo tampoco me gustan los días de trabajo. Los viernes se transforman en un desastre solo de pensar que se acerca el fin de semana y el domingo una desesperación y una cuenta regresiva hacia el maldito lunes y mi rutina de hacer como que trabajo, aunque trabajo poco y nada.    

Un psicólogo egresado de una universidad que lucra descaradamente me diría que es depresión; un cura jesuita probablemente me recomendaría una sesión de ejercicios ignacianos, de los cuales saldría convertido en un agente de cambio social dedicado a la eterna construcción del hombre nuevo. Yo pienso que la respuesta es más simple, estoy transformado en un maldito vago; para algunos, signo inequívoco de la decadencia, y para mí, señal de sabiduría y resignación. Trabajar y festejar debe tener un objetivo, eso de trabajar porque sí, o festejar porque todos festejan no va conmigo. El periplo de Challenger a la botillería del turco y el hasta mañana de Andrés a la diez de la noche me confirman que no estoy tan solo en esto.

¿Para qué trabajar?. ¿Para qué festejar?. Originalmente tuve fundadas razones para la primera pregunta, las que se han ido desvaneciendo hasta casi desaparecer; para la segunda he tenido más de cuatro décadas para encontrar una respuesta sin resultados positivos. ¿Será que la razón no existe?. Hoy ni me esfuerzo por encontrarla. ¿Para qué, si el lunes y el viernes seguirán significando lo mismo?.

Estos feriados de mitad de semana son aún peores, uno ni se alcanza a acostumbrar. El día antes del feriado reclamo por el día siguiente, y unas horas más tardes recuerdo que pronto tendré que ir a no-trabajar. Un desastre.

¿Y qué me dicen de los feriados irrenunciables?. Esos sí que son un verdadero atentado en contra de los derechos humanos, la ONU debería incluir estos días en la lista que casi nadie respeta. El peor de todos es el soporífero e interminable del “18”. El maldito me produce ansiedad, de solo pensar en él, no llega nunca, y una vez iniciado se hace interminable. ¡Qué horror!. Solo de recordar que ahí se celebra la “chilenidad” me hace cuestionar la razón de la sinrazón.

Ese sentido de las cosas que alguna vez existió y ya no existe, dice relación con la convicción de que lo que uno quiere que sea no podrá ser, es la pérdida de la ilusión. Sí, eso debe ser. Si lo que creía que podría ser ya no va a ser, ¿para que tengo que hacer lo que ayudaría a que eso fuera si ya no tiene sentido porque eso no va a pasar?.

El profesor Hayek demostró la imposibilidad del socialismo (forma de hacer las cosas donde uno domina para obligar y prohibir al otro) argumentando que para que esta ideología fuera posible se necesitaba acumular toda la información existente, que es infinita y además cambiante. Es decir, toda la información no se puede recolectar, y aunque así fuera, durante el tiempo que demora esa recolección de información, esta ya cambió debido a que la gente cambió de opinión al darse cuenta que parte de la información ya cambió porque otra gente cambio de opinión (¿se entiende?), por lo que las conclusiones que se obtuvieron de la información original ya no sirven.

Es por esta razón que el socialismo siempre termina en un fracaso y en una desilusión. El socialismo es una utopía, y estas concluyen en una frustración. ¿No será que la vida es otra utopía y por lo tanto otra frustración?.

La solución del profesor Hayek para esto se llama capitalismo, lo que podríamos definir como un proceso de cooperación social voluntaria entre personas que buscan un mismo fin. Para que esto sea posible, hay que ceder hasta encontrar un punto donde ambos entiendan que es más lo que se gana que lo que se pierde, objetivo que solo se puede lograr si uno se pone en el lugar del otro.

¿Y cómo logramos esto?. Pienso que con una dosis de sentido común, otra de sentido de supervivencia y otra de amor. Es esto, o es la pérdida del sentido de las cosas. ¿Será eso?.



15 comentarios:

  1. Me limitaré a comentar el tema de los feriados... y es que si te fijas, mi estimado Maximo, este año, el 25 de diciembre es jueves, igual cosa el 1 de enero del año entrante.

    ¿Alguien apuesta en contra de que los simios de la corruptación se volcarán por dar feriados eso viernes próximos?... todo para que el 25% de simios nacionales aullen de felicidad, en manos de un gobierno donde los corruptos y ratas como giarardi y lagos weber reinan, y una inútil sonríe para ocultar que su su cabeza esta hueca.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta claro que si los van a dar, esos y a lo mejor otros mas. Si los da derecha, porque ellos no??.

      Eliminar
  2. Hace como los "turcos" de un ex pueblo donde yo vivía (en realidad eran árabes, palestinos, etc.). Abrían los boliches a las 7 de la mañana y cerraban a las 12 de la noche; los que vendían trago seguían toda la noche a puertas cerradas. Las mujeres con el lote de cabros chicos dando vueltas y hasta la guagua sentada en el mostrador vendiendo cosas. El populacho sabía que siempre iba a estar abierto; que yo recuerde, no había un solo día que no trabajaran. En ese sentido, gente admirable.

    Cuento aparte; inevitablemente los frutos de sacarse la cresta trabajando se empezaban a ver y el negocio de uno prosperó, pasando de se un almacén grande a un supermercado pequeño que tenía hasta muebles. El populacho afirmaba que tenían "pacto con el diablo" porque a su negocio nunca se veía llegar mercadería y, sin embargo, el "turco" tenía siempre de todo.

    El twitter del cura subversivo para que te entretengas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja. Oye, si yo antes trabajaba tanto como esos turcos pero me aburrí.

      Leí lo del cura rojo. El weas es un terrorista mas, tal vez no tire del gatillo, pero incita a eso.

      Eliminar
  3. Un abrazo, estimados, aunque no haya muchas esperanzas de que este sea un año feliz. Para estas divagaciones acerca del sentido de la vida, recomiendo la lectura de Victor Frankl "El hombre en busca de sentido". Si no lo tienen, se los puedo enviar a su email.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Ciro.
      Bueno, según Calderón de la Barca.


      Yo sueño que estoy aquí
      destas prisiones cargado,
      y soñé que en otro estado
      más lisonjero me vi.
      ¿Qué es la vida? Un frenesí.
      ¿Qué es la vida? Una ilusión,
      una sombra, una ficción,
      y el mayor bien es pequeño:
      que toda la vida es sueño,
      y los sueños, sueños son.

      Eliminar
  4. A ver Maximo, algunas ideas

    los lolos hablan de la DDT, esto es, Depresion Dominguera Tipica. No es entonces una exclusividad tuya. Ni mia. Ni de otros. Agregale que estas fiestas de fines de año son depresoras, por el calor bestial, el gentio insoportable, y el deber ser feliz. Casi como en los campos de exterminio nazis, a la entrada, gran letrero " A la Alegria por el Trabajo"
    Aqui "A la Alegria, por la Fuerza "

    A mi el "cansancio vital" se me quita con el deporte. Al parecer activa la serotonina y uno se siente bien.Tan simple como eso
    Puede ser caminar, nadar, andar en bicicleta. Lo que no me resulta es la gimnasia, me aburre.
    Los fines de semana son una lata. Me gustan los dias habiles. Sales el sabado en la mañana y los autos van unos encima de otros. Adonde vayas esta colmado. En cambio los dias habiles es al reves.

    En cuanto al cuento del turco, certero. Yo he visto ese fenomeno. Y como decia Camus en El extranjero, cuando al protagonista se le muere la madre..."menos mal que mañana tengo que ir a trabajar" )El titulo esta mal traducido. Mas exacto es El Outsider, pienso yo)

    Cuestion de ver a los jubilados, se mueren rapido. O se mueren de pie, insoportables para su entorno y para ellos mismos. Entonces, como estamos de citas, vamos a Ortega y Gasset "La Vida es un quehacer"

    Sospecho que tu bajon es principalmente por fin de año. La otra terapia es hacer lo que te gusta, escribir.Lo haces excepcionalmente bien. Tengo un amigo que colgo los guantes de la convencion y se dedico a escribir. Hasta con esos pocos pesos se caso un par de veces. O tres.Y cuando tu llegabas a su casa estaba muerto de la risa. (claro que creo tambien, como decia una comadre mia..."es que al NN lo parieron con Vallium)

    En cuanto al pais mismo se me acabaron las recetas. Me alegro que tengas el Blog porque es casi lo unico que estoy leyendo sobre lo que sucede en Chilito. Ya la abulia me llego al tope

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ni me hables de hacer ejercicio, porque de solo pensar en eso me canso. Jajaja.

      Bueno, yo igual prefiero los días hábiles, y de preferencia que sean hábiles para el resto. Jaja.

      Hay días mejores y peores, pero aquí estamos al pie del computador luchando contra el marxismo internacional.

      Eliminar
  5. Hola a todos!
    De regreso en mi sucucho estatal, con una resaca prolongada, me puse a revisar tu tan genial blog.

    Es cierto que en alguna parte del camino, terminamos enredados en un cuestionamiento absurdo como innecesario. es tan enredado como el "de donde venimos y para donde vamos", nos hemos ocupado de hacer tanta weá que al final terminamos perdiendole el sentido a las cosas. pero como buen pinochetero que soy, sigo adelante no más en mis propósitos. caminar sin parar y cumplir el objetivo trazado.

    me llamó la atención un párrafo de Andres en el que habla del slogan de los campos de exterminio, pero en realidad ese slogan "Kraft fruch Freude" (fuerza a través de la alegría) era con el que se iba a bautizar la primera planta de Volkswagen, en la Alemania nazi. al final se le puso Wolfsburg.

    En fin, año nuevo, espero que sea todo nuevo para que nada cambie. de lo contrario, nada nuevo y bueno se podría esperar después del 11/03/2014 cuando los zurdocarroñas asuman el poder.

    Un feliz (?) 2014 para uds. y que sea lo que Dios quiera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es cierto, solo se puede ir hacia adelante, para atrás no cunde.

      Feliz ano 2014 para ti también.

      Eliminar
  6. ¡la foto del cabro chico es sensacional!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, la foto esta genial Jaja. Y lo peor para el cabro chico es que aun no sabe lo que es bueno.

      Eliminar
  7. A mi me pasa lo mismo....desde hace un tiempo me da lata trabajar (es como natural eso), pero el fin de semana tampoco mejora mucho la cosa.....¿serán los años?. Cuento los días para juntar los $ que me faltan, construirme la casa en el campo y retirarme a mi paraiso entre vacas y poleos, que como queda cerca del "Wallmapu" pronto será territorio libre de forestales y otros asqueroso capitalistas, neolibreales, pinocheteros, torturadores, violadores de derechos humanos, dueños de perros idem, como ustedes (oh, wait...como yo también....)
    Acá otro ejemplo de lo ubicaditos que son estos jesuitas https://twitter.com/elpadrejordi
    Creo que el peor error de uno de mis hermanos y de un primo fue poner a sus hijos en el San Ignacio....por mucho que intentan limpiarle el cerebro en la casa, los pendejos ya andan hablando de lo que merecen tener los pobres (sólo por serlos), y se sienten mal por tener casa, auto, comida y cama calientita.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, es que trabajar es bueno pero cansa. Jaja.

      Y ,lo que dices de los jesuitas es totalmente cierto, les meten una culpa terrible a los cabros. Eso es una maldad tremenda.

      Eliminar