El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


sábado, 29 de agosto de 2015

TE INVITO A MI BAUTIZO.

¿En que anda la derecha? Dicen que están buscando un nombre para la criatura. Esta criatura tiene cuatro padres, ninguno se declara de derecha, ni de izquierda. Algunos son de centro, otros son de centro derecha, otros son humanistas cristianos, otros guardan silencio, otros buscan pega y otros iban pasando por ahí y se quedaron a falta de mejores perspectivas. El bautizo se espera para los próximos días.

La criatura aún no sabe caminar, ni gatear, ni menos aún hacia dónde ir. Lo único claro es que no va hacia la derecha. Dicen que intentan quedarse en el centro, es decir, no van hacia ninguna parte. Se van a quedar ahí parados, ni muy allá ni muy acá, y desde ahí verán la vida pasar. Desde esa posición de privilegio criticarán a todos; a la derecha por no arrepentirse de apoyar a la Dictablanda, a la izquierda por no arrepentirse de apoyar a los cubanos y coreanos del norte (hasta ahí llega su comprensión del mundo), y a la DC por no arrepentirse de apoyar a la Nueva Mediocridad y ser de centro izquierda en lugar de centro derecha, aunque nunca definen que es una cosa o la otra.

La derecha entonces, propone dedicarse a hacer menos mal lo que los otros hacen mal y “más mejol” lo que otros hacen “menos mejol”. Son capos estos gallos. Ya saben, van a subir los impuestos pero no tanto, van a criticar a los terroristas pero sin encerrarlos y van a criticar los supuestos abusos pero sin dejar de abusar. Por eso son de centro, ni muy allá porque está muy frio ni muy acá porque está muy caliente.

Claro que tienen un gran problema, el nombre de la criatura. La DC ya dijo que es de centro, de ese tipo de centro en que si bien es cierto que algo es algo, no es menos cierto que no es ese algo; Fra Fra aseguraba ser de “centro-centro”, tan de centro que era capaz, según su confesión, de solucionar casi cualquier cosa en cinco minutos; Allamand pretende ser de centro derecha pero lo que diga Allamand no le importa a nadie, menos a Piñera que lo deja ser su amigo para que no se amurre y se ponga a chillar su frustración; Velasco es de centro izquierda, aunque para cobrar veinte millones por un almuerzo no tiene remordimientos; desde que llego Larraín a la testera del partido, la UDI también es de centro, o al menos lo es su presidente, definición algo ambigua ya que no define de qué tipo de centro es, tal vez intenta jugar al misterio o a confundir a la competencia, aunque solo logra confundir a sus seguidores. En fin..., por eso es tan difícil bautizar a la criatura de centro de cuatro padres, todos los nombres están copados.

Los nombres deben significar algo. Antiguamente al primogénito lo bautizaban con el nombre del padre en un intento de emular a la realeza, supongo. Era costumbre. Los nombres de teleseries siempre han hecho furor, la protagonista que llegaba desde Michoacán a Ciudad de México con su maletita, dos o tres pilchas y una estatua de la Virgen de Guadalupe “la llevaba”. Hoy son “grito y plata”, como diría la Claudia, Onur, Sherezade y otras novedades turcas. En las poblaciones son más “choriflai” para los nombres, ahí encontramos legiones de Brayatan, Maikol, Brittney y otros ingenios de difícil explicación. Los que suponen pertenecer al 1% más rico, aunque no sea verdad, “dignifican” la descendencia con nombres que según ellos simulan a la oligarquía rancia (como diría el finado), Isidora, Isadora y otras tipos de “dora”, Matías (como Cousiño), Silvestre (como Ochagavía), Tomas (como Urmeneta), y demás nombres viníferos, aunque los apellidos no acompañen mucho a la causa dignificadora.

En eso está la derecha, que si bien no es derecha intenta no dejar de serlo aunque sea un poco, y si bien es cierto que ha renunciado a sus ideas trata de disimularlo, y a pesar de estar arrepentida no nos dice de que exactamente y si bien abrazan banderas no las abrazan con tanto amor. En eso está la derecha, buscando un nombre que la represente, y como no saben que ni a quien representan no pueden encontrar el nombre. Les deseo suerte.



10 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Mientras sigan mirando para el lado, ignoren a la clase media o los gremios (ninguno hablo fuerte apoyando a los transportistas), tomen banderas izquerdistas y desconoscan los principios de los fundadores de sus partidos o reniegen del gobierno militar, el nombre mas apropiado seria COBARDES TRAIDORES.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, ninguno hablo fuerte, el resultado solo fue producto de la idiotez del gobierno.

      Eliminar
  3. Diste en el clavo con tu frase "como no saben a quien representan no pueden encontrar el nombre". Ese es el verdadero dilema del conglomerado, un hibrido que no sabe lo que quiere ni para donde va. O sea, lo que quieren está claro, sueñan con llegar de nuevo al poder aunque ello signifique venderse al payaso y mas a la corta que a la larga, su fin.
    Si ni los mismos jerarcas saben a quien representan, se dicen de centro derecha, aunque ya ni esa denominación usan, quieren ser centro de algo pero no saben de que, han abandonado centro derecha, centro izquierda está copado por la DC y centro centro esta desprestigiado por el famoso Fra-Frá.
    Por lo demás que se puede esperar de ese conglomerado dos de ellos, como he dicho tantas veces, viven dándose puñaladas a mas y mejor y los otros dos se habían ido de la UDI y de RN porque no los representaba y ahora de nuevo están juntitos no para el bien de Chile sino que para sus ambiciones políticas.
    Ya la derecha derecha no existe, han renunciado a sus ideales, a sus principios para abrazar, yo diría descaradamente los principios de la izquierda obligando a esta a irse aun mas a la extrema izquierda y ahí está solo el terrorismo, que se está imponiendo en el país pese a que algunos digan que en Chile no hay terrorismo,
    Yo creo que lo menos que debe preocupar a ese conglomerado es el nombre, lo que debe preocuparlo es a quien verdaderamente representa y si quienes ellos creen representar de verdad se sienten representados por ellos, antes que se suiciden en las próximas elecciones, porque si no tienen claro a quien representan se hundirán estrepitosamente
    En suma, la ex alianza en vez de perder tiempo en buscar nombres vinosos o populacheros, rimbombantes o comunes, debe determinar hacia donde se va a orientar, porque eso es lo difícil, casi imposible diría yo con los jerarcas que actualmente dirigen ese hibrido que hoy no es chicha ni limonada y eso le pasará la cuenta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Asi es, si no saben ni para donde van estos tipos. Solo buscan el poder a cualquier costo.
      Estos jerarcas, como dices, es mejor que se jubilen de una vez, ya no les cree nadie.

      Eliminar
  4. Maximo,
    Ahora los zurdocarroña están enojados con Ezzati... por sus ultimas declaraciones.... estos brutos tienen del año que les pidan....!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este Ezzati es un chiste, con toda seguridad recibirá con los brazos abiertos a todos estos marxistas leninistas, en la Catedral en el próximo Te Deum.

      Eliminar
  5. El "pecado" de Ezzati, aseguran los zurdocarroña, fue decir que:

    ......
    "No costaba nada que unos cuantos camiones pasaran por las calles de Santiago"
    .......

    ResponderEliminar