El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


lunes, 24 de abril de 2017

GOBIERNO DESPLEGADO.

Y yo que creía que no hay nada de qué preocuparse, que el casi terremoto no fue para tanto ¡Ingenuo! Busco en internet algo sobre el “sismo de gran intensidad”, y me encuentro con la trágica noticia. Bacehelet anuncia: “Está todo el gobierno desplegado” ¡Por Dios!, no hay primera sin segunda, dicen por ahí.

Una desgracia trae a la otra. Al menos el “sismo de gran intensidad” dura unos minutos y desaparece, pero los burócratas de la Claudia llegan y se quedan unos cuantos días. Las viejas ya recogieron todo el estropicio, barrieron la vereda y encontraron al perro que salió rajado por el ruido del temblor, sin embargo los políticos siguen ahí junto a sus cómplices, los periodistas.

Un “sismo de gran intensidad”, siempre y cuando no sea de demasiada intensidad, siempre será un buen negocio. Mucha cuática, pocos daños y harta tele. Entrevistas, viejitas llorando, cabritos del “techo” en gira de turismo social, repartidores de tallarines por todos lados, focos, cámaras, muchas fotos y hartas cuñas televisivas.

Y las viejitas que ya recogieron el estropicio, encontraron a Firulais y se aprestaban a dormir, ya no pueden hacerlo. En la puerta de la casa hay un show. Doña Emerlinda, la vecina, le comenta a la tele lo que sintió. La chiquilla que envió el matinal le repregunta si lo sintió mucho o poco. Mucho, responde la iñora ¿Mucho cómo cuanto, por ser? Harto mijita, si la tele se movía de acá para allá, y si no es por el Brayatan nos quedamos sin ver Kosem. Ahí la cosa le queda más clara al respetable público.

Mientras tanto, el gobierno continúa desplegado. El Ministerio de Vivienda se preocupa por fonolas corridas y tablas a mal traer. La sicóloga del Ministerio de Salud nos explica los riesgos de un trauma permanente en niños y no tan niños. El Ministro del Interior se declara “alerta”. La Claudia supervisa el show desde un helicóptero y los periodistas los siguen a todos ellos día y noche. Mientras tanto, doña Emerlinda aún no puede dormir, Hay un show afuera de su casa. Y todo porque a la Claudia se le ocurrió desplegar al gobierno y los canales de televisión reemplazaron a la Nabila por el “sismo de gran intensidad”. 

16 comentarios:

  1. Me hiciste el dia. El “sismo de gran intensidad” me pilló al finalizar mi turno y como era de esperarse, la red de datos colapsó. no tenia para incluso usar el WAZE para evitar los tacos, no me llegaban los mensajes por Whatsapp y menos las llamadas, hasta media hora despues de que llegue a casa.

    Lo cómico de todo es ver a este "gobierno en terreno" "haciendo que trabaja", convirtiendo la emergencia en un show barato. Mientras una andanada de expertos en los medios "controlados por la desecha", hablan de lo humano y lo divino que encierra este tipo de actividad.

    Llegar a casa y ver que todos estan bien, me tranquilizo. pero estuve hasta tarde revisando los kit de emergencia, comunicaciones radiales, los MRE, la municion, el transporte y mis sistemas de defensa... por si las moscas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como dato histórico: antes del terremoto del 3/3/1985, hubo aproximadamente 250 replicas de sismo antes de que ocurriera el terremoto.

      Ahora llevamos aproximadamente 150 replicas desde el sismo de gran intensidad del sabado pasado.

      Eliminar
    2. Hasta municiones? Jajajaj Crees que el temblor anda armado?.

      Eliminar

  2. Poco después del temblor acaeció un hecho de suma importancia: el despliegue del supremo gobierno. Su desfile fue algo sublime, pocas veces se había visto semejante espectáculo.

    Cientos de vecinos asistieron a la ceremonia. Los ministros desfilaron con sus banderas y sus promesas. El helicóptero de la presidencia se acurrucaba al fondo de una roca, como un tábano procurando evitar una réplica. A cada sacudida, el helicóptero saltaba al cielo y volvía a caer en el mismo punto con una precisión asombrosa. Detrás del gran helicóptero, marchaba tristemente su discurso desnudo, el mismo discurso que la presidencia había montado en su programa sagrado; más atrás seguía su lobo predilecto, aullando al sismo; luego venían el gato negro, el loro con los ojos llenos de nervios, marchando al mismo ritmo solemne de su pulga tan amada. Después seguía su barbudo, el último barbudo que la presidencia había saludado en sus intrépidos viajes; detrás, su bastón marchaba a la altura de la rodilla, su sombrero a la altura de la cadera, y el último cigarro fumado marchaba afligido a la altura de su barba.

    ResponderEliminar
  3. Off Topics
    bueno, asi es que el Mercurio ahora al parecer sigue a cargo de Cristian Edwards, el hijo secuestrado de Agustin, mientras el otro hijo esta a cargo de Las Ultimas Noticias. Y toda la Izquierda respira odio hacia el occiso "culpándolo" de haber obtenido ayuda de EE.UU para botar a Allende.
    Bueno, y vamos al sismo. Me pillo manejando. Detuve el auto y se bamboleaba de lo lindo mientras un monton de cables eléctricos se zamarreaban encima del motor.
    Menos mal que el Gobierno estaba "desplegado" y la TV no hallaba que hacer para ocupar espacio sin mucho que decir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡nos salvamos, el próximo lunes es feriaaaaaado !
      Un tufillo tercermundista se huele en el aire

      Eliminar
    2. Cristiancito, el con Síndrome de Estocolmo.

      Si, otro feriado mas.

      Eliminar
  4. Jajajaja, celebremos el día del trabajo sin trabajar.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algunos trabajan construyendo barricadas.

      Eliminar
  5. El enjambre sísmico y la isoterma nos tienen con el gobierno desplegado.

    Tranquilos, Chile es el país más sísmico de la galaxia ubicado justo donde se juntan las placas de Nazca y Sudamericana, frente al Cinturón de Fuego del Pacífico. Tenemos cultura sísmica, ¡que no panda el cúnico!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jjaajaja. si, eso se lo saben de memoria los periodistas.

      Eliminar
  6. Le falta la última cagada a la yeta antes de irse. Es quemada la vieja, y un presidente quemado arrastra al país entero. Napoleon al elegir sus generales, ponderaba primero los méritos. Luego a iguales méritos elegía al de mejor suerte. A esta vieja no la habría elegido ni pal aseo.
    Pero en este pais de notoria mayoria de weones la eligen para el cargo mas alto, cuando la vieja ademas de quemada ( ver su vida personal) está cara para ascensorista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. falta todavia para que la yeta se vaya...

      Eliminar
    2. Ni lo digas, dejemos que se vaya tranquila mejor.

      Eliminar