El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


jueves, 1 de marzo de 2012

ARBITRO SIN PITO.

¿En que se parecen Kim Jong-Un y Estados Unidos, a los “movimientos estudiantiles y sociales” y Sebastian Piñera?. Respuesta: En que los primeros extorsionan a los segundos, y los segundos le hacen caso en todo a los primeros. Corea del Norte se ha comprometido a dejar de enriquecer uranio y a suspender sus ensayos con armas nucleares, a cambio de recibir 240.000 toneladas de comida para aliviar la hambruna del país, y el movimiento estudiantil comunista aseguraba que dejaría de destruir todo a su paso, si les daban educación “publica, gratuita, y de calidad”. El gobierno norcoreano permitirá que inspectores visiten la central nuclear de Yongbyon, y los líderes de la revuelta de Aysén permitieron que el ministro Álvarez ingrese a la zona del conflicto. Un comunicado de USA dijo que: "A Estados Unidos aún le preocupa profundamente la conducta del régimen norcoreano en distintas áreas”, y el gobierno del payaso sonriente está muy preocupado por las barricadas. Bill Clinton amenazó con bombardear el país en 1994 y renunció después de llegar a un acuerdo según el cual el país congelaba su programa nuclear, algo que resultó ser falso. George Bush hijo, declaró a Corea del Norte junto a Irán e Irak, como “el eje del mal”, pero de ahí no pasó. En 2003 fueron expulsados los inspectores que revisaban la misma central de Yongbyon, pero USA y la OTAN no hicieron nada más que emitir declaraciones, amenazas, y demás bla bla. Hasta que en 2006, Corea del Norte probó su primera arma nuclear. Ahora ya es demasiado tarde para usar la fuerza. Esta historia me recuerda a todas las declaraciones, amenazas, sonrisas, suplicas, intentos de convencimiento, y demás intentonas de este gobierno para tratar de evitar lo inevitable. Que los comunistas se salgan con la suya. Tal como dije en el blog del martes, la mesa se está cayendo. El ministro Álvarez les informó a los manifestantes que no hay mesa sin terminar con las barricadas, y los manifestantes le respondieron que no hay mesa sin barricadas. Pues ahí están. Tu primero porque a mi me mandó el payaso, no tu primero porque nosotros somos el pueblo y te podemos dejar la cagada. Pues entonces no les damos nada, pues entonces nosotros te incendiamos toda la ciudad. ¿Qué quien va ha ganar la pulseada?. Ya verán. ¿Quién la gano el año pasado?. Pues los mismos la ganarán ahora. Y todo esto será así, ya que esto no es más que una nueva etapa de la revolución comunista, y los comunistas no negocian, agudizan los conflictos para hacer la revolución. Lo mas básico y elemental para lograr una revolución, es no llegar a acuerdos, porque si llegan a acuerdos, ¿como agudizarían los conflictos si ya se termino el conflicto?. En el “japening con ja” había una teleserie que se llamaba “una casa sin marido”, y la canción decía: Una casa sin marido, es como un árbitro sin pito, como perro sin su árbol, sin marido no hay hogar. Así mismo, sin comunistas no hay revolución, y sin revolución no tendría sentido que existieran los comunistas. Por lo tanto, no habrá acuerdo, porque no puede haber acuerdo. Y al decir acuerdo, me refiero a un acuerdo definitivo, no a un semi-acuerdo que puede volver a explotar en cualquier momento, como en Corea del Norte. Mientras tanto, el árbitro de este partido, ve y ve faltas, pero no se atreve a tocar el pito ni a expulsar a los infractores. Solo atina a sonreír.

4 comentarios:

  1. Es segunda vez que Corea del Norte extorsiona a un presidente demócrata. El reactor de los norcoreanos fue subsidiado por Clinton contra la promesa que Corea del Norte no acosaría a Corea del Sur y Japón.

    ResponderEliminar
  2. Eso pasa por creer en promesas. Si Clinton hubiera sido mujer, sería mamá soltera.

    ResponderEliminar
  3. Creo que en su subconsciente, los demócratas quieren que Corea del Norte tengan armas nucleares. Ellos le entregaron secretos nucleares a Stalin antes que se arrojaran las bombas en Hiroshima y Nagasaki.

    ResponderEliminar
  4. RJ. Pues si es como tu dices, estamos jodidos.

    ResponderEliminar