El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


jueves, 6 de diciembre de 2012

TODO EN CALMA, TODO BIEN.


 

La ABIF (Asociación de Bancos e Instituciones Financieras), encarga a la consultora Gemines dos informes al año para analizar el mercado inmobiliario. Gemines, concluye en su último estudio, que el alza de precios en el mercado de la vivienda corresponde a una plusvalía sana.

Ya sabemos, y he escrito sobe esto, que los consejeros del Banco Central han dado “señales” sobre este asunto, señalando muy sutilmente  que algo pasa, obviamente no pueden armar un escándalo, pero tanta declaración no es producto de la nada. Algo está pasando que el tema no abandona las portadas de la prensa.

Existe además el “Consejo de Estabilidad Financiera”, organismo integrado por el Ministro de Hacienda, los superintendentes de Bancos, de AFP, de Valores y Seguros y el presidente del Banco Central, quienes aseguran que monitorean este asunto.

En resumen, todos los “peces gordos” del mercado financiero aseguran que en el mercado inmobiliario no hay problemas, ni burbujas, ni nada extraño. Veremos con el correr de los meses si esto es cierto, si cometen una “lamentable equivocación”, o si no hablaron a tiempo para defender distintos intereses. Tiempo al tiempo. Yo me imagino que si en algún momento estalla la burbuja imaginaria de la que todos hablan pero nadie acepta, dirán algo así como: “Acontecimientos imprevistos han provocado alteraciones indeseadas que no revisten mayor importancia”. O algo parecido.

Quien tenga interés en este tema, puede leer un artículo de “La Tercera” mas completo aquí:


Según todos los interesados en que la gente siga comprando, aquí no pasa nada malo, en Chile existen todos los de departamentos, todas las casas, y todos los créditos necesarios, para que toda la gente que quiera compre todas las viviendas que quiera, para vivir en ellas, para arrendarlas y que “se paguen solas”, o para especular comprando “en blanco” para luego vender con una ganancia y hacer una “pasada” (como las de Piñera en la bolsa de valores). Total, para eso estamos re bien, para eso las constructoras construyen, y para eso los bancos prestan la plata. Denle nomás. “A comprar, a comprar, que las casas se van a acabar”. El que arranque al último que apague la luz.


13 comentarios:

  1. Máximo:

    Ya te he contado todo lo que manejo por estar en "medio" de este asunto.

    Pero quería agregar más.... tuve reunión con inversionistas de España, quienes contaban que allá el tema esta agotado, hay deptos y oficinas construidas para la demanda hasta como 10 años más.... y claramente se deben arrendar a precios inferiores al costo para "recuperar algo".

    Pasará algo similar acá.

    ResponderEliminar
  2. Rodrigo. Yo he visto videos y leído artículos de expertos españoles, y algunos dicen que hay viviendas construidas para los próximos 15 años.

    Sean 10 o 15 años da lo mismo, tampoco digo que en Chile lleguemos a ese extremo, pero la situación chilena no es razonable y algo pasará mas temprano que tarde.

    ResponderEliminar
  3. Javier. No creo que estén equivocados, pienso que lo tienen bien claro pero no dicen nada porque les conviene el negocio y no quieren causar alarma. Que dure mientras se pueda!!!!.

    ResponderEliminar
  4. Si los tipos que mueven el mercado inmobiliario llegan a reconocer que la cosa es "puro aire", la caídad de precios y la fuga de capitales "ni te la encargo". Lo que antes se vendía a una porrada de UFs el Mt2., después de la corrida va a quedar en pesos y al mejor postor.

    ResponderEliminar
  5. Don Máximo: Creo realmente que ésto es una burbuja, en EEUU pasó algo muy parecido y finalmente hubo una crisis de la que au8n no pueden salir, y estaba intimamente ligada con la actual y al parecer interminable Crisis Española. Las similitudes son demasiadas como para creer que nada va a pasar.

    ResponderEliminar
  6. Rolando. Ese es precisamente el punto. Si no hay burbuja, ellos dicen que no hay; y si hay burbuja, ellos también dicen que no hay. El problema es que no se puede decir la verdad porque producirían la estampida que tú comentas.
    Por eso las declaraciones no son fiables, no existe la posibilidad que digan algo distinto.

    ResponderEliminar
  7. Rolando. Ese es precisamente el punto. Si no hay burbuja, ellos dicen que no hay; y si hay burbuja, ellos también dicen que no hay. El problema es que no se puede decir la verdad porque producirían la estampida que tú comentas.
    Por eso las declaraciones no son fiables, no existe la posibilidad que digan algo distinto.

    Coque. Yo opino lo mismo. Nada puede subir eternamente. Además, hay algo de lo que no se habla, si el último censo demostró que somos menos chilenos de lo que se pensaba, no se quien comprará esas viviendas. Hay mucha especulación.

    ResponderEliminar
  8. Lo que pasa es que hay mucha gente que esta comprando de varias viviendas a la vez, si la gente jura de guata que las propiedades siempre suben....es cosa de ver al Parisi como alienta a la gente a endeudarse en comprar viviendas con tremendos creditos a 30 años....ademas como la "economia esta buena"...mucha gente soltera que consiguio un trabajo se metio en un credito....no creo que la explosion de la burbuja este muy lejos si hasta el BC esta oliendo que algo anda mal..ademas ya llevamos algo asi como 7 u 8 años de cobre con precios altos y el ciclo muy pronto deberia terminar...eso

    ResponderEliminar
  9. EDO. Comparto lo que dices. Eso de comprar a 30 años para que el departamento se pague solo, implica pensar que durante 30 años la economía solo crecerá, y eso es imposible. Así pensaban en USA, España, Irlanda y el resto de los países con burbujas inmobiliarias.

    Los Parisi son unos chantas, no hay que hacerles caso.

    Cuando el río suena………

    ResponderEliminar
  10. Es porque hay un economista con aspiraciones presidenciales jajajaja

    ResponderEliminar
  11. Creo que no ha habido una expansión de crédito como para generar una burbuja.

    Sí puede estar influyendo el impuesto de Piñera a los DFL-2, que los subsidios ya no son por 1000 UF, sino que por 2000 UF y los anuncios de las nuevas alcaldesas de Providencia y Santiago sobre congelar permisos de edificación limitarán la oferta de viviendas.

    ResponderEliminar
  12. Rolando. Así es, y dice lo que sea.

    RJ. Veremos en que termina todo esto, lo único claro es que las viviendas suben y suben, se vende “en blanco”, y todas las autoridades y empresarios interesados en que esto siga, han “explicado” que todo anda bien. ¿Para qué explican tanto?.

    ¿Alguien conoce algún caso donde el ministro de Hacienda, los banqueros y los constructores de algún país, den una conferencia de prensa en conjunto para anunciar que hay una burbuja inmobiliaria?. Eso no existe. El show y el negocio tienen que seguir, hasta que dure.


    ResponderEliminar