El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


sábado, 20 de febrero de 2016

¿QUÉ ES LA VIDA?

Ayer no escribí porque llegué a la casa a la hora del loly. Me senté frente al computador y me quedé en blanco; seguro fue por el cansancio. Tampoco contesté los últimos comentarios por la misma razón, no piensen que no quise. Tampoco he opinado en los blogs de don Hermógenes, Tomas, Javier y otros. Me tocó un verano de mierda, salvo por la fortuna de no poder salir de vacaciones, por lo que me ahorré la desgracia de dormir en una cama que no es mía, cagar en un baño que no es el mío, viajar a lugares donde no se me ha perdido nada, encontrarme con gentes que no me interesan y toparme con turistas en lugares turísticos. No es tan malo tener un verano de mierda. Los hay peores.

Muchas veces me he encontrado en la desagradable situación de conversar con quien no me interesa sobre lo que no me importa, para cumplir con protocolos que nunca cumpliría de no ser porque no cumplirlos es peor (me pueden retar). Entre las estupideces que se dice la gente en esas circunstancias, además de preguntar por una familia que no les interesa, por un trabajo que tal vez ni siquiera conocen y por una salud que no es su problema, está esa maldita idea de suponer que los estúpidos que no tienen tiempo ni para tirarse un peo tranquilo, son personas de éxito y lo pasan bien. No he escuchado una imbecilidad más grande que esa. Y todo por creer en la ilusión de que alguien es capaz de “ganarle a la vida”. Estupideces.

Huevón (ona): ¿Cómo has estado Máximo?.
Máximo: Bien, ¿y tú? (le pregunto porque no me queda más remedio).
Huevón (ona): ¡Súper bien!. Estoy con cualquier pega; con hartos proyectos (¿se han fijado que todos los huevones (onas) tienen “proyectos en mente”?); no tengo tiempo para nada; entro y salgo. ¡No paro!. ¡Estoy súper bien!. (¿Y tú?).

-En ese momento me doy cuenta que estoy conversando con un huevón (ona)-.

Máximo: Mira, yo estoy igual que tú, con pega hasta las masas, lo que para mí no es un jolgorio, sino una suerte de desgracia, aunque siempre es posible que lleguen tiempos mejores, en que se abran las anchan alamedas por donde camine el capitalista libre y pueda tirarme las bolas y no tener que asistir a estos lugares que no me interesan. Y ahí los (las) dejo, marcando ocupado, señal de que aún no se enteran que son huevones (onas).

Por eso he tenido un verano de mierda, el trabajo no me ha dejado tiempo para hacer lo que me gusta, como por ejemplo, no hacer nada, escribir lo que se me ocurre en este blog, tirarme las bolas hasta dejarlas a la altura de las rodillas, andar por la casa en calzoncillos y ver partidos de la Unión y el Barcelona. Con decirles que tengo a mi lado los diarios de toda la semana. Perro mundo.

Me cargan los huevones (onas) que suponen que tener éxito en la vida es vivir estresado y ganar dinero para tener poder, o tener poder para ganar dinero. O los más huevones (onas), esos que suponen que el dinero es para comprar “cosas” o darse lujos. El dinero, estimados amigos pinocheteros y amigotes humanoides, es para comprar su libertad. Si usted tiene dinero y no es libre porque lo utiliza para huevadas distintas a comprar su libertad, quiere decir que es un perfecto (a) imbécil y debe pedir hora con el siquiatra.

PD: La RAE dice que hablar o escribir con la leserita del “los y las”, es una huevada.

Para los huevones (no se debe colocar “onas”, eso es de huevón), y con mucho cariño, les dejo una vez más al gran Calderón de la Barca. A ver si esta vez se enteran de algo y desisten de la estupidez de “tratar de ganarle a la vida” y dejan de tomar el trabajo en serio (lo mío fue una situación excepcional).

Sueña el rey que es rey, y vive
con este engaño mandando,
disponiendo y gobernando;
y este aplauso, que recibe
prestado, en el viento escribe,              
y en cenizas le convierte
la muerte, ¡desdicha fuerte!
¿Que hay quien intente reinar,
viendo que ha de despertar
en el sueño de la muerte?                    

Sueña el rico en su riqueza,
que más cuidados le ofrece;
sueña el pobre que padece
su miseria y su pobreza;
sueña el que a medrar empieza,                
sueña el que afana y pretende,
sueña el que agravia y ofende,
y en el mundo, en conclusión,
todos sueñan lo que son,
aunque ninguno lo entiende.                   

Yo sueño que estoy aquí
destas prisiones cargado,
y soñé que en otro estado
más lisonjero me vi.
¿Qué es la vida?  Un frenesí.                
¿Qué es la vida?  Una ilusión,
una sombra, una ficción,
y el mayor bien es pequeño:
que toda la vida es sueño,
y los sueños, sueños son.        




17 comentarios:

  1. Gracias. Andamos por las mismas. Excelente leer algo que es fruto de la inteligencia.

    ResponderEliminar
  2. Je...je...HUNTER ya creia que el Palacio Embrujado te habia atrapado vengativamente en sus mazmorras
    Buenas las reflexiones sobre el veraneo, sobre los "exitosos", y sobre la vida misma. Y bueno el estilo ameno de siempre.

    ResponderEliminar
  3. Chuta Máximo,tengo que"decirte"que personalmente comparto contigo absolutamente todo lo que tú dices y como te sientes al respecto,y te cuento que entre uno más viejo se pone...más mal te va cayendo la chusma,ahora...el problema de lo descrito es que la sra.piensa exactamente lo contrario motivo por el cual a uno se le acusa de fome en forma constante. Cómo quisiera terminar el comentario con un "y todo solucionado "pero estaría faltando a la verdad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece que somos varios. Jajaja
      Y se agradece tu sinceridad. No faltes a la verdad, ya sabemos de que se trata el asunto. Jajaja

      Eliminar
  4. Chuta Máximo,tengo que"decirte"que personalmente comparto contigo absolutamente todo lo que tú dices y como te sientes al respecto,y te cuento que entre uno más viejo se pone...más mal te va cayendo la chusma,ahora...el problema de lo descrito es que la sra.piensa exactamente lo contrario motivo por el cual a uno se le acusa de fome en forma constante. Cómo quisiera terminar el comentario con un "y todo solucionado "pero estaría faltando a la verdad.

    ResponderEliminar
  5. Aqui va una anecdota sobre el mundanal ruido, que incluye cagar en otro baño como cara e palo acusa MAXIMO
    Un amigo se compro un yate ¿que tal? La taquilla y la glorificacion misma. Bueno, se cabreo, lo vendio y se compro en cambio una bicicleta para subir el cerro- Le acomodaba mas....
    ( los yates, como los autos, son de precios que van desde el Mercedes Benz al Lada. Suena mas exacto hablar de "veleros".
    En este caso ir al retrete era un suplicio, parecia bacinica y si uno se equivocaba al mover las manijas el agua podia entrar en vez de salir...)
    Bueno, vamos al grano. El "yate" de mi amigo era como un Subaru, digamos, en cuanto a precio. Pero prefirio la bicicleta. Al menos pedaleaba, en cambio el velero era ir sentado en la cubierta durante monotonas horas salvo, me conto, sentir la grandeza nocturna del mar.
    Aprendi varias cosas.
    Primero, los °yates! suelen no ser como los pintan
    Segundo, si es por tirar pinta uno puedee comprar uno, usado por supuesto ,que le sale poco mas que un Lada, digamos unos 5 palos.
    Tercero, que ami amigo, al mejor estilo de lo descrito por MAXIMO, prefirio honestamente una bicicleta
    ( claro que una "mountain bike" ...je...je)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, por eso insisto en que no se esta en ningún lugar mejor que en la propia casa. Nunca entendí eso de tener que irse desde donde se esta (no importando donde se este), hacia otro lugar (no importando que lugar sea). La cosa es "ir". Yo creo que la cosa es quedarse.

      Y yo no me compraría un bote ni cagando. Jajaja. Ni loco. Y bicicleta tampoco. Tal vez un sofá muy cómodo que me masajee solo. Jajaja

      Eliminar
  6. Estimado Máximo

    Excelente.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Parece que el maximo esta con depre wn...pffff...al parecer reflexiono lo ricas que son las pegas publicas, se dio cuenta de que se lo estan cagando a todo ritmo...total estos wns estatales ganan plata y trabajan, o hacen que trabajan, de lunes a viernes 9-16 hrs y el fin de semana estan relajados...mientras la gente del sector privado hasta domingo trabajan...

    Bueno al final las lucas son para disfrutar la vida de la mejor manera posible...ir a la playa, al extranjero, al shangri laa...donde sea a disfrutar...

    Al maximo al parecer le faltan las vacaciones en cancun para desestresarse...eso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja. No EDO, si me regalas una vacaciones en Cancun, te devuelvo el pasaje.
      Y no me están cagando, si soy independiente, lo que pasa es que me toco trabajar mas de la cuenta por el momento.

      Eliminar
    2. Y asi deci que los trabajadores chilenos son pencas...te aprietan un poquito y te da depre wn jajaja....

      O sea si te mandamos a China no volvi mas...

      Eliminar
    3. China esta muy lejos. Jajaja. Se esta mejor acá.

      Eliminar
    4. No tienes por qué excusarte para comentar en otros lados.

      Se supone que la idea de las vacaciones es salirte de la rutina que has llevado durante el año.

      En la antigua Roma solamente los nobles y la gente adinerada iba a Pompeya de vacaciones. Los emperadores iban a la isla de Capri.

      La idea de ir a otro lado fue producto del auge del transporte público. Por 'público' no me refiero a que el Estado maneje, al desarrollo primero de la locomotora, la navegación, el automóvil, y finalmente, el avión.

      Antes solamente la gente adinerada se iba a otro lado.

      Eliminar
    5. Ahí tienes la novela de Verne 'La vuelta al mundo en 80 días'.

      Eliminar