El vivo vive del tonto, y el tonto de su trabajo.

La “clase” política. (Valparaíso, 11 de marzo de 1990)


lunes, 23 de abril de 2012

FORMANDO PROFESIONALES INNECESARIOS.

El gobierno, a través del Ministro de Educación Harald Beyer, propuso una nueva forma de financiamiento para la educación superior, en la cual el Estado asumirá íntegramente su costo, terminando con la participación de los Bancos en su financiamiento. ¿Cómo se hará esto?. Facilito, creando más burocracia. Se formará una agencia pública que se encargará del “diseño, administración y provisión” de este sistema. En otras palabras, el Estado hará de Banco, ya que entregará los fondos y se encargará de cobrar a los deudores. Esto, en palabras simples, significa que el costo para los contribuyentes será el mismo de antes, mas todo lo que esta nueva burocracia signifique adicionalmente. Que idea tan genial!!!!!, seguramente algún asesor presidencial aprendió esto en la facultad de economía de Harvard mientras cursaba su doctorado. Estos créditos estatales tendrán una tasa de interés anual de un 2% (igual a la que tiene actualmente el Fondo Solidario) y beneficiarán al 90% de los estudiantes de instituciones tradicionales como privadas, dejando fuera de este sistema sólo al 10% más rico. Esto regirá para los alumnos nuevos, y para los antiguos se seguirá tramitando en el Congreso el proyecto de ley para rebajar su tasa de interés de un 6% a un 2%, diferencia que será cancelada por el Estado a los bancos. La forma de pago de este crédito consistirá en que nadie va a pagar una cuota mensual mayor al 10% de su sueldo, y quienes tengan un salario bajo pagarán un menor porcentaje. "Por ejemplo, una persona que gana 400 mil pesos, va a pagar solamente un 5% de sus ingresos, 20 mil pesos, y se establecerán como máximo a pagar 180 cuotas mensuales” –dijo el Ministro-, si luego de esto no se ha cancelado la deuda, se condona el saldo que aun pudiera quedar pendiente. Tenemos entonces, que el resto de la deuda la pagará Moya, es decir, usted y yo, que por supuesto no estudiamos en la universidad estas carreras subsidiadas y que terminarán creando profesionales que no serán necesario producto de las cantidades siderales que se están formando. Para terminar, se impulsará una nueva forma para fijar los aranceles de referencia. El nuevo mecanismo de cálculo considerará la calidad de la carrera, los ingresos esperados al graduarse y la deserción, entre otras variables, y propone que el diferencial entre este arancel y el verdadero valor de la carrera lo financie la universidad. ¿Qué cambio implicara esto?. Lo sabremos en unos años, lo único cierto es que una universidad no le financiará un crédito a quien ya sabe que no lo podrá pagar, porque estima que no tiene las capacidades para graduarse o porque no encontrará un trabajo que le permita saldar la deuda. Lo único claro de todo esto, es que la idea del gobierno consiste en que estudien todos los que quieran, que se terminen los líos, y los millones de profesionales malos e innecesarios los financien los contribuyentes. ¿Y para que?. Nadie lo sabe.

11 comentarios:

  1. Se me olvidó anotar algo en el Blog de hoy. En las becas que entrega el Estado para los estudiantes con “méritos académico” pertenecientes al 60% de alumnos más vulnerable, se bajará el puntaje de 550 puntos en la PSU que se les exige para puedan acceder al beneficio, y se instaurará una escala en base a razones económicas para acceder a ellas. Por lo tanto, para los alumnos pertenecientes al primer quintil el puntaje exigido para obtener dichas becas será 500 puntos, para el segundo quintil 525 y para el tercer quintil se mantiene el actual puntaje de 550 puntos. Si, no se rían, es en serio, lo leí tres veces en el diario antes de escribirlo en el Blog. En Chile se consideran “meritos académicos” obtener 500 puntos en la PSU. Aunque usted no lo crea.

    ResponderEliminar
  2. Cada vez me deja más anodado 'la derecha liberal', en vez de achicar el Estado lo agrandan, en vez de reducir o eliminarlos los aumenta, en vez creer la igualdad ante ley crea una ley de Anti discriminación que discrimina o discrimina abiertamente a los militares, ya sea negandole la amnistía o los beneficios de reo como la salida dominical, mientras crea con bombos y charango una subsecretaría de los derechos humanos. Y luego se quejan del bajo respaldo.

    ResponderEliminar
  3. Javier. Imagina lo que va a pasar ahora, si se le dice a la gente que van a estudiar gratis, y que una vez graduados pagaran de 20 o 30 lucas mensuales, seguramente menos plata de la que gastan en la tarjeta de la multitienda, y si no lo alcanzan a pagar, pues no lo pagan y listo. No tendremos 1.2 millones de estudiantes, podríamos llegar a 2 millones o mas. ¿Y que hacemos con ellos después?. ¿Seguir agrandando el Estado con cientos de miles de burócratas para no dejarlos cesantes?. Hace unas semanas atrás escribí sobre lo que pasó en España con esto. Lo que digo en el Blog no es una opinión personal, ya hay suficientes antecedentes en Europa de las consecuencias de este tipo de políticas populistas.

    Lo de la creación de un organismo que haga el mismo trabajo que hoy hace el Banco es simplemente impresentable.

    ResponderEliminar
  4. El populismo, la demagogía en todo su esplendor. Ya no basta que todos egresen de la educación media, ahora es necesario que todos esos ingresen a las universidades y paguen como quieran y como puedan y si al final no pueden, bueno, los tontos estrujados por los impuestos pagarán por ellos.
    Yo me pregunto ese tontito que las oficia de M. de Educación creerá realmente que un estudiante con 500 puntos en la PSU va a rendir en la universidad? Para mi que sabe que no, pero como el payasín es el que manda y éste está chato de protestas y más aún que va cuesta abajo en la rodada, debe haber ordenado estas medidas populistas a ver si sube algo. Pero ya escuché que los dirigentes estudiantiles considerán que esas medidas no son suficiente. Si no sacan nada con otorgar y otorgar beneficios, siempre el zurderio, con el sólo afán de desestabilizar al payasín va a seguir pidiendo más y más.
    De todas maneras, aún aceptando que un alumno con 500 puntos, igual que al burro le suene la flauta y logre titularse, que va a hacer el país con cientos de miles de profesionales, si ya muchas profesiones no tienen cupo laboral? Estamos formando una caja de pandora que en algún momento explotará, pero los payasines ya no estarán, el DJ de la farra estará gozando de sus miles de millones aumentados con la pensión de ex-presidente.
    Máximo, si tu sabes, este populismo, formar profesionales malos e innecesarios sólo tiene una finalidad, que los estudiantes dejen de revolverla y el señor Corales pueda terminar su función tranquilo y después, el diluvio

    ResponderEliminar
  5. No estoy en desacuerdo en subsidiar el costo de una carrera a un estudiante (con mis impuestos) mientras esta carrera sea util para el país , pero lo que pasa actualmente es que se subsidia la educacacion de baja calidad que no aporta nada al país

    ResponderEliminar
  6. Hunter. Esto que se está haciendo en Chile, y que comenzó con decirle a la gente que la única manera de salir de la pobreza es estudiar en la Universidad, lo único que ha logrado es masificar tanto el estudio que en algún momento, cuando hayan millones de egresados, las carreras ya no valdrán nada, es la ley de la oferta y la demanda, que por mucho que los socialistas quieran derogarla no se puede. Y como bien dices tú, el gobierno les dará lo que quieren a los que protestan, para así salir del problema, y que el lío lo arreglen los que vengan después de ellos. Claro que el lío no lo arreglará nadie, cuando tengamos millones de profesionales malos e innecesarios, ya será demasiado tarde, y estarán trabajando en algo que igual podrían haber hecho sin pasar por la universidad. Será plata perdida de los contribuyentes, y tiempo perdido de los estudiantes.

    Carlos. El problema no es solo la calidad, es también la cantidad de gente que se está formando y que no será necesaria. Recuerda lo que escribí hace unas semanas de los “mileuristas” en España. Ellos pasaron por el mismo proceso que estamos siguiendo nosotros, y ya ves como terminó.

    ResponderEliminar
  7. El consuelo de tanta tontera, es que se trata de estupidez generalizada y no sólo local. Por ejemplo, la carrera de arquitectura es en España bastante más corta que en Chile, pero los estudiantes llegan a ella desde la secundaria con conocimientos que aquí se les tienen que entregar entre 1er y 3er año de la carrera. Cuando acortemos las carreras, más de algo se va a quedar afuera. Total, para lo que van a construir...

    ResponderEliminar
  8. Jagarcia. El problema de acortar las carreras es decidir si se selecciona mejor los contenidos, se exige mas al estudiante, y se gradúa el verdaderamente capaz e interesado en su profesión o si la política mete su mano populista y se entrega una carrera mas laxa y se gradúa cualquiera con un C.I. de 80.

    ResponderEliminar
  9. Antes tambien se generaban profesionales innecesarios, igual debe ser algo bueno sacar a los bancos del negocio (y a sus tasas de interes magicas) ya que el banquero seguro ya es demasiado rico, mejor ser equitativo y fomentar el enriquecimiento de los que controlan el estado (aunque seguro los consuerte los intereses cubren las perididas, asi no paga moya)

    Por último animate, seguro algun dia tendremos una "dura crisis" y habra que hacer los "duros ajustes" que nos haran inclusos más capaitalistas de lo que sugeria smith o hayek.

    ResponderEliminar
  10. Tendriamos entonces un sistema hibrido en que las Universidades serian privadas (con o sin lucro) y serian pagadas por D Paga Moya, a traves de los alumnos, ya que estos ultimos pagarian poco o nada.

    Educacion gratis. Pero como nada es gratis, unos se empobrecen con impuestos para que otros estudiante. Si, suena solidario.

    Pero si me voy a empobrecer para que hayan mas abogados, mas asesores estatales con titulo, mas profesionales frustrados, y mas parasitos del Estado por haber estudiado leseras, entonces me resisto a empobrecerme.

    Suena lindo pero sospechoso.

    Que primero me aclaren que van a estudiar, y despues que primero paguen los politicos. Digamos, un millon menos al mkes en pro de la educacion gratuita. Despues me pongo yo, porque de tanto ponerme me estoy acostumbrado mal.

    ResponderEliminar
  11. Army. Nunca en la historia de Chile se han formado mas profesionales innecesarios que ahora, y eso no lo digo yo, lo dicen los mismos muchachos que no encuentran trabajo en lo que estudiaron, que no ganan lo que suponían, y que no son capaces de pagar las cuotas del crédito que pidieron para formar su negocio, porque su título universitario es un negocio, o de lo contrario no reclamarían por el sueldo que ganan, quieren lucrar como todos, pero el negocio es tan malo que al parecer no les da ni siquiera para amortizar la inversión inicial.
    Espero que no lleguemos a una crisis, ya que corremos el riesgo de invocar a Marx en lugar de Hayek.

    Andrés. Quedaremos con un sistema que no da ni para híbrido, ya que sea lo que sea que el gobierno proponga o haga, los comunistas lo encontrarán insuficiente y seguirá el hueveo en las calles hasta que les den todo gratis. En ese momento, todo el mundo estudiará, disminuirán los años de estudio para abaratar los costos, titularan a todos (buenos y malos) para poder cobrarles la deuda, las carreras no valdrán nada, no encontrarán trabajo en su profesión o lo encontraran pero muy mal pagado, y tendremos que asumir las consecuencias del populismo.

    ResponderEliminar